Su solicitud ha sido enviada. Tendrá una respuesta lo antes posible.

El Decamerón. Séptima Jornada

Portada de El Decamerón, Jornada VII - Grabado de Celedonio Perellón :: © Liber Ediciones Alta Bibliofilia. Edición original con grabados únicos de Celedonio Perellón El Decamerón, séptima jornada, contiene 12 xilografías monocromo en color negro exentas firmadas a lápiz y numeradas, una para cada una de las novelas, además de incluir también en el prólogo y epílogo. Los dibujos entre el texto son  xilografías en color verde.

El epílogo corre a cargo de Fernando Sánchez Dragó que lo titula: Diez días que conmovieron al mundo; equipara la conmoción producida en su tiempo, entre el clero y la sociedad, por esta obra prerenacentista boccacciana, a los sucesos acaecidos cinco siglos después en la revolución bolchevique de la rusia zarista de 1917. Parodia a “Diez días que estremecieron el mundo” del norteamericano John Reed donde narra dichos sucesos revolucionarios. Sánchez Dragó, nos invita a “adentrarnos con inevitable regocijo en la lozanía, en la iconoclastia, en el refrescante cinismo y en la dicharachera lujuria de estos diez relatos”.

CARACTRÍSTICAS DE LA OBRA

  • Ilustraciones de Celedonio Perellón con epílogo de Fernando Sánchez-Dragó.
  • Serie de 12 xilografías exentas firmadas por el artista y Maestro grabador.
  • Técnica de grabado: xilografías.
  • Dimensiones de la mancha del aguafuerte: 155 x 245 mm.
  • Dibujos xilográficos entre el texto.
  • Papel Super Alfa de 250 g para el texto y grabados en formato 375 x 278 mm.
  • Encuadenación en lujosa caja de piel y carpeta-guarda de papel de algodón de 320 g para proteger los grabados.
  • Edición limitada a sólo 199 ejemplares numerados en arábigo más 62 numerados en romanos que duplican el número de grabados, destinados a los miembros del Club Liber de Bibliofilia.

 

https://youtu.be/ugdlQ4MibZY

 

GALERÍA DE ILUSTRACIONES

ARGUMENTO

Bajo el gobierno de Dioneo, se razona sobre las burlas que por amor o por salvarse ellas han hecho las mujeres a sus maridos, no percatándose ellos o sí.

Es Dioneo, el caballero florentino gozador sin prejuicios y siempre alegre, quien se encarga de presidir los relatos de esta jornada en ellos encontramos tretas y burlas de amor que las mujeres juegan a sus maridos, sin que estos se den cuenta, o aunque se la den: amantes escondidos en tinajas, frailes que, pillados in fraganti, inventan exorcismos de lombrices, esposos que se quedan en la calle o se hacen pasar por sacerdotes para confesar a su esposa, celos que provocan divertidas estratagemas y que siempre son castigados, como los del marido que, además de engañado, termina cubierto de improperios por sus propios hermanos. Burlas que las mujeres hacen a los hombres, o los hombres a las mujeres, o los mismos hombres entre sí, convierten a esta serie de relatos en un ejemplo del triunfo del ingenio.

  • Novela primera Gianni Lotteringi oye de noche llamar a su puerta; despierta a su mujer y ésta lo convence de que es un fantasma; van a conjurarlo con una oración y las llamadas cesan.
  • Novela segunda Peronella esconde a su amante en un tonel cuando su marido regresa a casa; como el marido ha vendido el tonel, ella dice lo ha vendiendo también a uno que está dentro para comprobar su solidez; el amante sale del tonel y hace que el marido raspe y luego se lo lleve a su casa.
  • Novela tercera Fray Rinaldo se acuesta con su comadre; el marido lo encuentra en la alcoba con ella y le hacen creer que estaba conjurando las lombrices del ahijado.
  • Novela cuarta Tofano cierra una noche la puerta de la casa a su mujer, la cual, no pudiendo entrar pese a sus súplicas, finge tirarse a un pozo, al que tira una gran piedra; Tofano sale de la casa y corre allí, y ella entra en casa y lo deja a él fuera y lo vitupera a gritos.
  • Novela quinta Un celoso se disfraza de cura para confesar a su mujer y ésta lo convence de que ama a un cura que todas las noches viene a verla; con lo que, mientras el celoso guarda a escondidas la puerta, la señora hace entrar a su amante por el tejado y con él se está.
  • Novela sexta Doña Isabella, estando con Leonetto, es visitada por un micer Lambertuccio, que la ama; regresa su marido y la señora hace salir de la casa a micer Lambertuccio con un puñal en la mano, y el marido acompaña luego a Leonetto.
  • Novela séptima Lodovico revela a doña Beatrice el amor que le tiene; ella manda a Egano, su marido, a un jardín, vestido con sus ropas, y se acuesta con Lodovico, el cual luego, levantándose, va y apalea a Egano en el jardín.
  • Novela octava Uno está celoso de su mujer y ella, atándose un cordel al dedo por la noche, siente llegar a su amante; el marido se da cuenta, y mientras él sigue al amante la señora la mete en la cama a otra mujer, a quien su marido pega y le corta las trenzas; va luego en busca de los hermanos de ella, los cuales, viendo que aquello no era verdad, lo injurian.
  • Novela novena Lidia, mujer de Nicostrato, ama a Pirro, el cual le pide tres cosas para creerlo, y ella las hace; además de esto, se solaza con él en presencia de Nicostrato y le hace creer a éste que no es verdad lo que ha visto.
  • Novela décima Dos sienes aman a una mujer, comadre de uno; muere el compadre y regresa a ver a su compañero, conforme a la promesa que le había hecho, y le cuenta cómo se está allá.

Solicite información sin compromiso


Desarrollado por 2.0 Diseño